En una cueva del norte de la provincia de Alicante (Cova d’en Pardo de Planes) fue encontrado un recipiente cerámico de hace 6.6000 años, perteneciente a la época neolítica.

El hallazgo no sólo es valioso porque fue encontrado completo sino también por el contexto en que se halló.

La investigación ha revelado distintos secretos: la cronología, que servía para contener leche o agua…

Sabemos que la cueva fue utilizada como establo para el ganado de cabras y ovejas por lo que la mayor parte de la cerámica que aparece está muy fragmentada. Sin embargo, con el cántaro neolítico no ocurrió esa circunstancia, lo que indica que los habitantes de la cueva pusieron un cuidado especial en su protección enterrando parcialmente el vaso.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto